Francisco Moraga recoge el premio Festival de Cortometrajes KM 666 de la mano de la concejal de Cultura, Isabel García Ramos / CEDIDA

El villafranqués Francisco Moraga, gana el festival de cortos KM666

'El vals del tiempo', de Mario Martínez, consiguió el Premio a la Mejor Música Original

M. Ángeles Puerto
M. ÁNGELES PUERTO

La casa de cultura de la localidad estiraba este fin de semana su alfombra roja para dar a conocer a los ganadores del primer Festival de Cortometrajes KM666, así como sus creaciones.

Él área de Cultura del Ayuntamiento de Villafranca de los Barros premia en esta primera edición a dos cortos de 13 películas finalistas.

El cortometraje 'Loss Ratio', de Francisco Moraga, se alzó con el premio Festival de Cortometrajes KM 666 dotado de 3000 euros y estatuilla. Su director, natural de Villafranca de los Barros, pero residente actualmente en Mérida, subió a recoger su galardón. En su intervención, compartió el premio con el equipo de la película y lo dedicó a su familia, por haberle creado pasión por el cine.

El corto, también extremeño, 'El vals del tiempo', de Mario Martínez, consiguió el Premio a la Mejor Música Original (700 euros más estatuilla), que recogió el compositor de la banda sonora, Abraham Samino.

Abraham Samino recibe su premio / CEDIDA

Luis Eduardo Aute fue reconocido, a título póstumo, por su trayectoria dentro del mundo del cine y la música.

El público asistente pudo ver, además, estos dos cortos ganadores a través de una pantalla panorámica y un proyector cinematográfico que se habían adquirido para dicha ocasión.

El Director del Festival de Cortometrajes KM666, Fernando Clemente, explicó que el año pasado la idea se plasmó, pero no pudo ejecutarse por motivos ajenos a la organización. Destacó la gran cantidad de películas presentadas (50) de distintos puntos de la geografía española, así como la calidad de los trabajos.

La concejal de Cultura, Isabel García Ramos, se mostró decidida por seguir apostando por este proyecto y convertirlo en «referente nacional». Agradeció a Fernando Clemente por «soñar con esta idea y llenarla de entusiasmo». Así como a los trabajadores de la casa de cultura por hacer esa idea, una realidad, «el éxito es de ellos», y concluyó, «larga vida al cine».

La gala estuvo amenizada con música en directo a cargo de tres profesoras de la Escuela de Música.