Condenan al Ayuntamiento de Villafranca de los Barros a reponer el nombre de calle Legión

La calle Legión con su rótulo actual, que ahora deberá ser cambiado por su nombre originario. /A. ORTIZ
La calle Legión con su rótulo actual, que ahora deberá ser cambiado por su nombre originario. / A. ORTIZ

Un juzgado de Mérida ha dado la razón a la Plataforma Patriótica Millán-Astray que recurrió el cambio de nombre

ANTONIO ORTIZVILLAFRANCA

Una sentencia del Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Mérida obliga al Ayuntamiento de Villafranca de los Barros a reponer el nombre de 'Legión' a una calle, dando así la razón a la Plataforma Patriótica Millán-Astray, que recurrió el cambio de nombre.

La sentencia, con fecha 6 de mayo de 2019 y a la que ha tenido acceso Efe, condena al Consistorio a mantener el nombre de la calle Legión, que fue sustituido por el que fuera alcalde del municipio durante la Segunda República, D. Jesús Yuste Marzo, y le impone las costas de 2000 euros a cuenta de las arcas municipales. Contra esta sentencia cabe recurso.

El juzgado da la razón al recurso de la asociación Millán Astray, que considera que la actuación administrativa recurrida «infringe el reglamento especial de honores y distinciones de Villafranca de los Barros, publicado en el BOP de 22 de julio de 1992».

En aspectos como que «el expediente no ha sido sometido a informe o consideración de los servicios económicos de la localidad y de la intervención municipal».

Además, entiende que el nuevo nombre que se le puso a la calle, Don Jesús Yuste Marzo, en honor a un alcalde de Villafranca durante la II República, «adolece de falta de motivación pues no señala en qué medida el nombre de calle Legión supone una exaltación de la sublevación militar, de la guerra civil o de la represión de la dictadura».

Para la Plataforma Patriótica Millán Astray, el fallo supone «un varapalo» a la corporación municipal, que decidió el cambio de nombre en un Pleno municipal del 18 de diciembre de 2016, en el que «el actual alcalde de la localidad, Ramón Ropero, propuso cambiar dicha calle«.

Ha destacado los «errores graves en el procedimiento» para este cambio y su «falta absoluta de motivación», y ha recalcado la condena «en costas de 2.000 euros al Ayuntamiento de Villafranca de los Barros, que tendrá que ser abonado por las arcas municipales«.